Diario de un colibrí (la Peque Ruby): Ejercicios al amanecer

Hace unos días madrugué más de lo habitual y aprovechando un hermoso amanecer muy soleado me instalé en la ventana del balcón, seguí con curiosidad los lentos cambios de luz y los rápidos movimientos de los colibríes alrededor del comedero.

Como si se tratara de una relación romántica, evoqué algunas mañanas que compartí con la Peque Ruby y les confieso que sentí nostalgia mezclada con alegría y satisfacción. De esas mañanas con la pequeña hay algunos videos, hoy comparto con Uds una parte de su rutina matutina de acicalamiento y ejercicios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s