Encontrando tesoros escondidos: el nido de Titirijí

Encontrar nidos siempre es un motivo de alegría y si aún lo están construyendo, el hallazgo se convierte en un verdadero tesoro. Cuando esta mañana encontré el nido desconocía su autor, el diseño y los materiales utilizados no encajaban con ningún conocido. Colgado de un Bay-Rum y adicionalmente protegido por un Árbol Paraguas, el nido lucía inconcluso pero muy adelantado, casi a punto de ser ocupado por la futura madre. Decidido a descubrir al alado en plena faena, me instalé a montarle guardia.


Apenas lo vi me contenté mucho, era un Titirijí Lomicenizo [Common Tody-Flycatcher (Todirostrum cinereum)] y aunque pocas veces ya lo había visto en los jardínes.

Hace aproximadamente un año mi amiga Daniella D. publicó en FB una foto del Titirijí que la visitaba en su jardín. Siempre que ella regaba el vivero, él se acercaba como pidiéndole agua, piic! piiic!, pero sin bajar de las ramas altas. A los pocos días que Daniella publicó en FB, vi un Titirijí en el jardín; inquieto, cazando insectos entre los árboles, de patas alargadas y mirada penetrante, esquivo.

Observando y confirmando con las imágenes y el video, aprecie en el Titirijí una conducta curiosa. El pajarito entraba al nido con material en el pico y lo estremecía mientras le incorporaba la fibra. Para salir, en varias oportunidades el Titirijí no lo hizo de frente sino de espaldas, parecía atorado, hasta que salía disparado tosca y bruscamente. No perdía tiempo dando la vuelta dentro del nido, simplemente salía como había entrado.

Buscando la foto de Daniella del Titirijí en FB conseguí tremendas imágenes hechas por mis amigos y colaboradores de SDV Isidro Pestana, Erick Houli y Tomás Fernández. En ellas pueden apreciar al detalle a la hermosa y singular ave.

Cazador de insectos (como observamos en la imagen de Isidro Pestana), el Titirijí prefiere hacerlo entre las ramas y el denso follaje de los árboles, para esto usa sus largas patas, siendo sus movimientos una mezcla de salto-vuelo.

Cuestión de suerte, Titirijí al vuelo y apenas captado en la imagen, mientras el fotografiado por Erick Houli parece vigilarlo.

A continuación el video que hice el primer día, con el que aseguraba la documentación del evento. Y cerrando el post con broche de lujo, una hermosa imagen de Tomás Fernández.

Agradezco especialmente a mis amigos Daniella Dearden, Isidro Pestana, Erick Houli y Tomás Fernández. Sus imágenes son determinantes para mostrar el tesoro encontrado.

Anuncios

Un pensamiento en “Encontrando tesoros escondidos: el nido de Titirijí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s